miércoles, mayo 04, 2011

Sopa de Salmón

*

Para retomar un poco la vida de mi blog hoy traigo una receta un tanto peculiar. El salmón es uno de los pescados preferidos por todo el mundo, pero cuando piensan en salmón probablemente estén pensando en sus perfectos filetes rosados. Sin embargo el pobre salmón no es todo filete, y desaprovechar su estupendo sabor sería un crimen. Sí, ya se lo imaginan: estoy hablando de la cabeza. Para preparar un caldo a base de pescado siempre se utiliza la cabeza y no el cuerpo ya que los huesos aportan mucho más sabor que la carne (esto vale también para otros animales, sólo que en lugar de la cabeza usamos otros huesos). Lo mejor de todo es que la cabeza suele ser desechada en las pescaderías, al menos en Buenos Aires donde aparentemente no mucha gente hace sopa de pescado, y por lo tanto si uno conoce mínimamente a su pescadero podrá obtener las cabezas sin problema y a un costo de.. $0!! Si no se las regalan, probablemente se las cobren muy muy baratas.

Algo que no todos tienen presente es que el salmón también tiene un poco de carne en la cabeza, o más bien en las mejillas. Si uno se toma el trabajo de recuperar esa carne luego de preparar la sopa, se encontrará con el salmón más rico que haya probado en su vida. El proceso de cocción no es apto para personas que se impresionen fácilmente, pero les aseguro que el resultado es de lo más ameno, y si no le dicen a nadie que eso salió de la cabeza del salmón, no sospecharán nada. Quiero incentivar además a que preparen sus propias sopas y caldos, siempre serán más ricos que los comprados, y a que prueben más sopas con pescado, les aseguro que no tienen gusto a "mar".

Ingredientes: (para 2 o 3 personas)
  • 1 cabeza de salmón
  • 1 puñado de algas kombu
  • 1 rodaja de aproximadamente 1cm de jengibre fresco
  • 1 cucharada sopera colmada de miso blanco
  • 2 cucharadas soperas de mirin
  • 2 porciones de fideos somen (pueden reemplazar por fideos para sopa finitos)
  • 1/2 cucharadita (de las de té) de sal
Procedimiento:

1. Antes de empezar a cocinar la cabeza de salmón es necesario lavarla bien con agua fresca. Es importante retirarle las agallas/branquias, aunque probablemente eso se lo puedan pedir al pescadero amigo, ya que luego aportan un sabor desagradable que no querremos en la sopa.



2. Colocar la cabeza de salmón en una cacerola y cubrirla con agua fresca. Pelar el jengibre raspando suavemente con una cucharita, picarlo en cubitos y agregarlo junto con las algas en la olla. Llevarlo a fuego suave-medio (no tiene que hervir) y cocinarlo suavemente durante aproximadamente media hora.

3. En una olla aparte cocinar los fideos somen siguiendo las instrucciones del paquete (aproximadamente 2 minutos de cocción en agua hirviendo). Colar los fideos y pasarlos por agua fría para cortar la cocción, reservar. 

 
4. Colar los ingredientes de la sopa reservando el caldo por un lado y la cabeza de salmón por otro. Colocar el líquido nuevamente en la cacerola e incorporar la sal, el mirin y el miso blanco, y disolverlo bien. Llevar a fuego medio y recalentar (ya no necesita cocinarse más). Probar la sopa y corregir la sal a gusto.

5. En cada plato colocar una porción de fideos. Recuperar la carne de las mejillas del salmón descartando cartílagos, huesos y piel, y colocarla en pequeños trozos sobre los fideos.


6. Servir el caldo bien caliente sobre los fideos y comer inmediatamente.

 
Eso es todo.. es una receta sumamente simple, riquísima, saludable y de bajo costo (especialmente si consiguen el pescado gratis!). Puede resultar complicado conseguir algunos de los ingredientes, pero tal vez se pueden reemplazar por otras cosas. Los fideos los reemplazaría con los clásicos "cabellos de ángel" o algún otro fideo similar para sopa, el alga kombu podría reemplazarse por alga wakame o alguna otra del estilo, aunque no usaría nori porque se deshace muy fácilmente al mojarla. El jengibre fresco puede reemplazarse por jengibre en polvo (poco porque es demasiado aromático) y unas gotas de limón. El mirin no tiene un buen reemplazo, pero en el peor de los casos podrían usar vino blanco o algún alcohol suave y dulce. El miso ya es irreemplazable, como mucho pueden cambiarlo por miso rojo pero el sabor les va a quedar mucho más fuerte perdiendo la delicadeza que distingue a esta sopa. Por último el pescado: usen el que más les guste, el que tengan a mano, el que les sobre. El salmón es sólo una opción. Espero que a pesar de la dificultad de encontrar los ingredientes puedan probarla. Itadakimasu!

*

11 comentarios:

Anónimo dijo...

Una pregunta existencial ¿para tomar la sopa con dos palillos como se hace?

Me recuerda al koan: "aplaudir con una sola mano".

UCW.

Anónimo dijo...

No te enojés Julie y ahora la pregunta va en serio: ¿tradicionalmente los chinos, coreanos y nipones usan los dos palillos para asir las partes solidas y luego beben del pote el caldo "restante" cual si de un vaso fuera?

UCW.

Julie dijo...

Jaja sí efectivamente, los palillos se usan para comer las partes sólidas y la sopa se bebe directamente del pote! Es de buena educación hacer eso, a menos que te den una cuchara en cuyo caso te estarán sugiriendo otra cosa.

Anónimo dijo...

¿Qué me estarán sugiriendo my God!

Como quiera que sea, lo concreto es que extrañábamos Julie, espero que te estén saliendo bien o muy bien todos tus emprendimientos.

UCW.

Georgina dijo...

Hola Juli!auqnue no me gusta mucho el pescado y de un poco de impresión saber que la carne de esta receta salió de la cabeza del mismo se ve muy delicioso!
Te quería hacer una pregunta: es lo mismo el poroto azuki que el que se consigue en cualquier supermercado? hace tiempo que quiero hacer unos dorayakis pero no consigo los azukis...
Gracias..
Geor!

Julie dijo...

Hola Georgina! Sé que impresiona un poco pero si no lo pensás demasiado te aseguro que es una sopa riquísima.

Sobre los porotos: los porotos azuki son una variedad en particular, son chiquitos y de un color marrón rojizo. A veces los llaman "aduki" o "aluki" o cosas así. Pero si no los conseguís no importa! Podés preparar el anko usando cualquier variedad de porotos, por ejemplo negros (kuromame) o blancos. El proceso es exactamente el mismo y quedan igualmente ricos. Yo probé con los negros, y si bien el sabor no es el mismo, me gustó muchísimo y preparé unos dorayakis sin problemas. Suerte con eso :)

Anónimo dijo...

Felictaciones por tu excelente blog.. me encanta la sencillez de tus explicaciones y especialmente la falta de pedanteria de tus escritos (que a otros les sobra a raudales). Te mereces un 11...

Julie dijo...

Bueno muchas gracias!! Me alegra que te guste mi blog :) Lo tengo un poquito descuidado últimamente pero hay mucho material para entretener por un rato. Saludos!

Anónimo dijo...

.........(0 0)
.---oOO-- (_)-----.
╔═════════════════╗
║ Yo♥Salmón de S.N.!..║
╚═════════════════╝
'----------------------oOO
........|__|__|
.......... || ||
....... ooO Ooo

UKW.

Victoria dijo...

Saben que el otro día quise pedir una de estas sopas de salmón a algún delivery de comida japonesa, y no pude conseguirla!! Así que bueno,no me queda más remedio que ponerme manos a la obra..y seguir las indicaciones a ver si la puedo preparar yo misma
Saludos!

Desireé Mediero Aznar dijo...

Tiene una pinta estupenda! Si ademas, buscas un lugar donde archivar, compartir o conocer nuevas recetas, o conocer otros aficionados a la cocina, os propongo el servicio Copiapop.es.

Es una página donde pueden almacenar todo tipo de archivos sin límite y coste alguno, todo bien ordenado por categorías, de libre acceso y listo para compartir!
Échale un vistazo: http://www.copiapop.es/

Saludos! :)